/>

audios

CCU. La detección y tratamiento oportuno, puede salvar una vida.
Fuente: María Clotilde Ríos

Ayer se recordaba el Día Mundial de la Lucha Contra el Cáncer de Cuello Uterino. En el Hospital Regional de Villarrica, fuimos recibidos por la Dra. Mary Cristaldo, Encargada del Área de Citología y Planificación Familiar.

"Esta es una lucha que debe ser diaria, nuestro deseo es la prevención. Que las mujeres no lleguen más al padecimiento de la enfermedad", dijo.

El virus de transmisión sexual precursor del Cáncer de Cuello Uterino (CCU) es el Papiloma Humano. La enfermedad es silenciosa, tanto que el cáncer invasivo se desarrolla en unos 10 o 15 años. Las lesiones pueden ser diagnosticadas durante el tiempo mencionado, mediante estudios del Papa Nicolau o Citología del Cuello Uterino.

"Las mujeres a las que se les detecten lesiones en el cuello uterino, deben ser sometidas inmediatamente a un tratamiento estricto de modo a evitar que la enfermedad progrese. Como es una enfermedad silenciosa, se entiende que una vez que aparezcan los síntomas, el cáncer ya es invasivo y su tratamiento ya se torna dificultoso. Hasta hoy día no existe un medio de detección más efectivo que el PAP, si en éste se detectan anomalías, se procede a realizar una Colposcopía", explicó.

De acuerdo con la profesional, solamente la detección temprana posibilita el tratamiento oportuno y efectivo con el cual se logrará salvar una vida.

"Es vital el autocuidado y la prevención. El estilo de vida de una mujer debe ser sano, sin conductas de riesgo", añadió finalmente.