/>

audios

62 pacientes fueron atendidos durante guardia fantasma.
Fuente: ABC Color

Otra médica de urgencias de la clínica Nanawa de IPS fue descubierta marcando asistencia y escapa de sus guardias dominicales nocturnas. La doctora Ana Teresa Halaburda, política colorada, brilla por su ausencia en su horario de trabajo. Sin embargo, se destaca en productividad y finge atender a un centenar de pacientes en cinco domingos de octubre.

La doctora Ana Teresa Halaburda es otra de las eminencias con que cuenta la clínica Nanawa del IPS en su plantel de urgencias y que ganó trascendencia durante las investigaciones periodísticas ya que sin aparecer por el consultorio atendió a 62 pacientes en tres domingos de octubre.

Seguimientos realizados por nuestro diario constataron que Halaburda marca su asistencia y luego desaparece. En algunas ocasiones “le cubren”, a veces se vale de reemplazante y algunos domingos hace guardia fantasma con sobrecargada lista de pacientes.

El IPS le paga un salario de G. 7.695.350 por prestar servicio de guardia en la especialidad de pediatría los domingos de 18:00 a 06:00. La médica es también política colorada y fue candidata del Movimiento Honor Colorado para delegada convencional de la seccional N° 3 período 2016-2020.

La influyente doctora tiene además un sueldo de G. 9.200.000 en el Ministerio de Salud y G. 5.000.000 en Diputados. En total cobra G. 22 millones al mes.

El domingo 16 de octubre Halaburda no apareció en su guardia de Nanawa. Hizo acto de presencia el lunes 17 de octubre a las 06:00 para registrar asistencia y media hora después se retiró.

El 23 de octubre se fue de paso a marcar asistencia a las 17:19, en menos de 20 minutos abordó su lujoso Jeep y se retiró para no volver. ABC preguntó por ella a los funcionarios de urgencias y ventanilla quienes confirmaron que la mujer “no vino” ese día. (Ver video)

Paradójicamente, en sus marcaciones figura que estuvo trabajando durante 24 horas de corrido ese fin de semana. De domingo 17:19 a lunes 18:00 y según los documentos atendió 18 pacientes sin haber estado en el consultorio de la urgencia.

“Figura con 24 horas de guardia”, confirmó el director de Nanawa, Mirrael Álvarez. “Solo le corresponden 12 horas”, agregó.

El domingo 30 de octubre tampoco asistió a su lugar de trabajo. “Se mandó cubrir”, respondió ante la consulta el funcionario de ventanilla y una joven médica la estaba reemplazando ese día en la urgencia. Sin embargo, en los registros de IPS figura que atendió a 32 asegurados.

“Eso se genera en informática”, dijo Andreas Ohlandt, asesor jurídico de la previsional, al ser consultado cómo puede aparecer esa cantidad de pacientes cuando la médica estaba ausente. Sobre el caso de la reemplazante, el abogado refirió que la médica no puede generar servicio de suplente, “eso lo debe hacer la institución”, subrayó.

Pese a las ausencias, la médica cobra íntegramente su salario de octubre, según los documentos de IPS.

Siempre se manda cubrir

Nuestro diario estuvo consultando en la clínica Nanawa varios domingos de noche, horas en que la doctora colorada Teresa Halaburda debía estar en consultorio de urgencias.

Los funcionarios de ventanilla nos respondían de la misma forma: “Siempre se manda cubrir”. Las enfermeras de la urgencia no sabían qué responder, solo atinaban a decir “no le hemos visto, podés consultar en ventanilla”.