/>

audios

Beneficios de incluir frutas y verduras en tu dieta
Fuente: naturisima

En el último par de décadas, los científicos han descubierto más razones (además de vitaminas y fibra) para llenar la dieta con frutas y verduras: los fitoquímicos.

Todas las plantas contienen estos compuestos, que los protegen de una variedad de peligros -de los nocivos rayos UV y de plagas depredadoras. Tomamos fitoquímicos cuando comemos frutas y verduras y, como resultado, nos protegen a nosotros también. Algunos actúan como antioxidantes, eliminando moléculas inestables, como los “radicales libres” que pueden dañar las células y conducir al desarrollo de enfermedades del corazón, cáncer, enfermedad de Alzheimer y otros problemas de salud. Otros trabajan para mejorar el sistema inmunológico.

Lo fascinante es que la naturaleza parece tener una forma de destacar estos nutrientes beneficiosos, dándoles colores brillantes que nos permiten detectarlos a simple vista. Por ejemplo, las antocianinas le dan el color azul a los arándanos. Estos nos ayudan a mantener la agudeza mental. Los tomates obtienen su color rubí del licopeno, un fitoquímico que puede ayudar a prevenir el cáncer de próstata. Para obtener la potencia máxima que los fitoquímicos pueden proporcionar, debemos escoger alimentos que representan a todos los colores del arco iris. La Administración de Drogas de Estados Unidos (USDA) sugiere prestar especial atención a los naranjas y rojos (5 1/2 tazas a la semana) y a los verde oscuro (1 1/2 tazas a la semana), ambas son buena fuente de Vitamina A y otros nutrientes importantes.

ROJO

Los alimentos rojos, como el tomate y la sandía, contienen licopeno, un fitoquímico que puede ayudar a protegernos contra el cáncer de próstata y el cáncer de mama.

¿Qué puedes comer? Guayaba, pomelo rosado, pimientos rojos, tomates y sandía, etc.

NARANJA

El Alfa y el beta caroteno le dan el color brillante a alimentos como las zanahorias y las patatas dulces. El cuerpo convierte estos compuestos en la forma activa de la vitamina A, que ayuda a mantener los ojos sanos y los huesos y el sistema inmunológico saludable. Estos fitoquímicos también funcionan como antioxidantes, eliminando radicales libres que promueven enfermedades.

¿Qué puedes comer? Albaricoques, melón, zanahorias, mangos, naranjas, mandarinas, papaya, calabaza, patata, etc.

AMARILLO & VERDE (hojas verdes)

Muchas verduras amarillas y verdes son buena fuente de luteína y zeaxantina, fitoquímicos que se acumulan en los ojos y ayudan a prevenir la degeneración macular relacionada con la edad, la principal causa de ceguera en personas mayores. Las verduras de hojas verde también son ricas en beta caroteno.

¿Qué puedes comer? Alcachofa, maíz, lechuga, calabacitas, habas, rúcula, acelga, espinaca, berzas, hojas verdes de nabo y remolacha, etc.

VERDES (crucíferas)

Las verduras crucíferas, como el brócoli y la col rizada, proporcionan compuestos llamados isotiocianatos e indoles, que pueden ayudar a prevenir el cáncer al amplificar la producción de enzimas que eliminan las toxinas del cuerpo.

¿Qué puedes comer? Brócoli, coles de bruselas, coliflor, repollo verde, col rizada, etc.

AZUL, MORADO y ROJO OSCURO

Las frutas y verduras azules, púrpura y rojo oscuro están llenas de antocianinas y proantocianinas, antioxidantes asociados con el mantenimiento de la salud del corazón y el funcionamiento óptimo del cerebro

¿Qué puedes comer? Moras, arándanos, berenjena, ciruelas, arándanos rojos, uvas, frambuesas, fresas, rábanos (rojos), remolachas, etc.